nexotur.cibeles.net

Aida y Corvus Energy se alían por la reducción de las emisiones

La estrategia que pretenden implementar tiene el nombre de ‘Green Cuising’

viernes 23 de agosto de 2019, 07:00h
Se incrementará la eficiencia del barco y se reducirán las emisiones.
Ampliar
Se incrementará la eficiencia del barco y se reducirán las emisiones.
Aida Cruises ha anunciado un innovador acuerdo con el proveedor de baterías marinas Corvus Energy para poner en marcha un proyecto piloto de instalación de estos sistemas a bordo de uno de sus barcos.

Tras la introducción del combustible fósil de bajas emisiones -Gas Natural Licuado- en la industria de cruceros, Aida Cruises se convierte en la primera compañía en usar la energía eléctrica proporcionada por sistemas de almacenamiento de baterías a bordo de los barcos de crucero. Como primer paso, Corvus Energy equipará un barco Aida con un sistema de almacenamiento de baterías de iones de litio hasta el verano de 2020. Gracias al uso de esta tecnología, la eficiencia de la operación del barco se incrementará significativamente y, con ello, se reducirá el consumo de combustibles fósiles. Está prevista la incorporación de sistemas de baterías a bordo de otros cruceros, tras la prueba en este proyecto piloto.

El objetivo de la naviera es reducir a cero las emisiones

"Nuestro objetivo a largo plazo es el funcionamiento de barcos sin emisiones. La electrificación de nuestros barcos es otro importante hito en este camino. Junto con Corvus Energy, Aida Cruises incorporará este nuevo sistema a uno de sus barcos en menos de un año, convirtiéndose en la primera naviera del mundo en llevarlo a cabo" ha comentado el CEO del Grupo Costa y Carnival Asia, Michael Thamm.

El uso de un sistema de batería en un barco AIDA es otro paso importante en la implementación de su estrategia ‘Green Cuising’, un paso que se suma al ya dado a finales de 2018 cuando AIDA Cruises presentó el primer barco del mundo propulsado por GNL, el combustible fósil más limpio del mundo, que cuenta con la tecnología más puntera del sector. Recientemente, la crucerista ha sido galardonada con el Blue Angel, la etiqueta ecológica del Gobierno Federal Alemán, por el diseño medioambientalmente responsable del AIDAnova. Está previsto que otros dos buques propulsados por GNL entren en servicio de aquí a 2023.