nexotur.cibeles.net

HAY UNA CRECIENTE APUESTA POR LA DIVERSIFICACIÓN

Las aerolíneas ‘quieren ir un paso más allá y convertirse en operadores turísticos’

miércoles 12 de diciembre de 2018, 07:00h
El director de producto del grupo Hotelbeds, Peter Mansour.
Ampliar
El director de producto del grupo Hotelbeds, Peter Mansour.
Además de haber reforzado su apuesta por la venta directa en detrimento del canal de agencias de viajes, cada vez es mayor el número de compañías aéreas que se adentra en el negocio de la distribución turística, llegando incluso a vender viajes combinados. Esta tendencia irá a más en 2019, según Hotelbeds.
La búsqueda de fuentes de ingresos alternativas ha llevado a un amplísimo número de compañías aéreas a incorporarse al negocio de la distribución de servicios complementarios. Sin ir más lejos, desde finales de 2016 han sido varias aerolíneas punteras de Europa, como es el caso de Air Europa, Ryanair, Vueling y Eurowings, las que se han adentrado en la venta de viajes combinados, convirtiéndose en competidores directos de los que a su vez son unos de sus principales distribuidores de sus vuelos, las agencias de viajes online.
La diversificación ‘se ha incrementado durante 2018, y lo hará aún más en 2019’


Aunque por el momento son reacias a hablar sobre los resultados obtenidos a través de estas nuevas líneas de negocio, gestionadas siempre por terceras empresas, todo parece indicar que esta creciente apuesta por la diversificación irá a más en los próximos años. Sobre esta cuestión, el director de producto de Hotelbeds, Peter Mansour, explica que "en los últimos años, las compañías áreas han apostado, cada vez más, por vender opciones de acomodación a través de su ‘portal’", escenario que "se ha incrementado durante 2018, y lo hará aún más en 2019".

Hotelbeds confía en suscribir más acuerdos con aerolíneas en 2019

"A medida que las aerolíneas buscan diversificar sus fuentes de ingresos y aumentar sus márgenes, la oportunidad de vender a un cliente fidelizado una habitación de hotel ofrece potencialmente más ganancias que operar un vuelo en sí", explica el directivo. Además, hace hincapié en que las compañías aéreas "quieren ir un paso más allá y convertirse en operadores turísticos: ofrecer un ‘paquete’ completo a los clientes con una combinación de vuelo+hotel, con todas las regulaciones e implicaciones operativas que implica, pero también con la oportunidad de vender al cliente más productos como alquiler de coches, traslados, entradas para el teatro y deportes, etc". "En 2018, hemos realizado muchos acuerdos de este tipo con aerolíneas y tenemos muchas más en curso para el próximo año", avanza.